El Blog

Calendario

<<   Mayo 2011  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31      

Categorías

Archivos

Sindicación

Enlaces

Sitio hermano

Alojado en
ZoomBlog

Apología en favor del porno

Por PaulBB - 31 de Mayo, 2011, 14:50, Categoría: Opinión

Siempre he sostenido que la pornografía es uno de los métodos de aprendizaje autodidácticos más importantes en el desarrollo de la historia humana. Dicho así, cualquiera podría afirmar que exagero y que sólo trato de justificar una que otra autocomplacencia. Bueno, aparte del rol onanístico que no admite refutaciones, la pornografía en sí persigue un afán mucho más elevado: el crecimiento personal en el campo de la sexualidad. No soy sexólogo, sociólogo, antropólogo ni psicólogo. Diría que mi teoría es absolutamente empírica y aficionada. Por eso hoy, en esta época de libertades, me pongo a la vanguardia de la defensa del material XXX.

Pero hay que separar -y la frase nunca fue más literal- "la paja del trigo". Hay un abismo de diferencia entre las personas que toman a la pornografía como un mero instrumento orgamístico, de las personas que se sirven de este tipo de productos para aprender y mejorar en lo que respecta de las artes amatorias. Es la misma diferencia entre hacer la tarea para que la profesora no nos ponga mala nota, que hacer la tarea porque queremos aprender. Hablo a partir de la propia experiencia, y no quiero decir que sea un gurú sexual o la versión local de mi ídolo Charlie Harper. No. Pero puedo decir que la satisfacción genuina y expresa que he conseguido descubrir en el rostro agradecido de las chicas con las que he podido compartir momentos juntos, ha sido una de las experiencias más gratificantes de mi vida.

¿Cómo saberlo? Bastante fácil. No, no es preguntándoselo. La mejor manera de comprobarlo es mediante los comentarios espontáneos, o mucho mejor todavía: si terminado el acto, notas una sonrisa en ellas que pareciera que les están sosteniendo las mejillas con pinzas para colgar ropa. Desconfíen de frases como "eres el mejor hombre con el que he estado". Puede ser cierto, pero es muy probable que no y que sólo lo diga para no hacerte sentir mal o hacerte sentir especial. Pero frases como, y es una de las que me siento bastante orgulloso de que me hayan dicho, "tengo miedo de saber con cuántas chicas has estado para que sepas hacer todas estas cosas", hacen que uno se sienta el tipo más ganador de la Tierra.

¿Y cómo se llega a este punto? Bueno, hay quienes tienen un talento natural e innato, los messis de las relaciones sexuales, por llamarlos de algún modo; y están los otros -entre los que me cuento-, que acceden al conocimiento a través de un largo camino de dedicación al aprendizaje. Y no es coña, aunque suene mucho xD

Y todo parte desde algo tan elemental y obvio como usualmente ignorado: chicos y chicas encuentran el placer a través de caminos distintos. Los varoncitos somos como una licuadora: apretas el botón y ya está. Las mujercitas en cambio funcionan más como seguir un mapa del tesoro: el camino es largo y tiene sus reveses, pero cuando llegas... jackpot! Y esto, increíblemente, es lo mismo para ellas. La mayoría de chicas no saben autocomplacerse, y esta es una verdad universal que bien podría ser la cuarta ley de Newton.

Como pornografía de aprendizaje yo pondría en primer lugar la literatura: los libros eróticos escritos por mujeres. Si llegan a hacerse con uno de ellos tendrán entre sus manos una verdadera caja de Pandora. Ahí se descubre la enorme importancia del juego previo para ellas; el efecto de la modulación de la voz, del respirar cerca de su piel, del oculto poder de las yemas de los dedos, de esas zonas en sus cuerpos que la mayoría de hombres creen que sirven de nada y que cuando son estimuladas apropiadamente desencadenarían ellas mismas en orgasmos múltiples... Olvídense de la penetración como vía única y exclusiva para satisfacerlas, chicos, no importa qué posición usen.

Como todo y como para todo, la técnica es muy importante. Hay técnica para acariciar, técnica para besar, técnica para el sexo oral, técnica para la penetración, técnica para la eyaculación y hasta técnica para el "después de", momento muy importante y en el cual muchos chicos se dan vuelta y se quedan dormidos, echando a perder todo el estupendo trabajo que pudieron haber realizado en todos los estadíos anteriores.

Podríamos ubicar en segundo lugar, en nuestro escalafón de pornografía de aprendizaje, a los videos. Aquí hay dos tipos: los que nos sirven para aprender posiciones, y los que nos sirven para mejorar la técnica del acto mismo. Para lo primero sirven muy bien las películas pornográficas, pero sabiendo desde el saque que no siempre todo lo que se ve ahí es real, ni los gritos de las chicas, ni el rendimiento físico de los actores. Sin embargo, la cantidad ingente de posturas hacen que valga mucho la pena, y de este modo se alimenta la creatividad. En el segundo grupo se encuentran más bien los videos amateurs para incrementar la técnica de la masturbación y el sexo oral, con indispensable incidencia en el punto G. En estos videos hay muchas pautas, y la mayoría son extremadamente útiles, para conocer la anatomía y el funcionamiento de la genitalia femenina. Algunos son tediosos, pero a la larga compensan, cuando son puestos en práctica.

Y la práctica, precisamente, será la que al final les demostrará, mis queridos lectores de manos peludas, las mejoras exponenciales que comprobarán en este sendero de la luz. Porque no basta saberse toda la teoría, a no ser que quieran ser como los comentaristas de fútbol que nunca pisaron una cancha.

Ahora, si lo único que les importa es moverse como hamsters con Parkinson, pues perdieron su tiempo leyendo esta perorata.

Viva Mou!

Permalink :: 5 Comentarios :: Comentar | Referencias (0)