El Blog

Calendario

<<   Junio 2013  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Categorías

Archivos

Sindicación

Enlaces

Sitio hermano

Alojado en
ZoomBlog

Junio del 2013

"Cuando se acaba el amor...

Por PaulBB - 28 de Junio, 2013, 15:14, Categoría: Miscelánea

"...la vida pasa de largo. No tienes nada que decir, y te alimentas de pasado. Cuando se acaba el amor da lo mismo dia o noche, duermes a ráfagas y vas ciego, perdido, sin control y cuesta abajo; te obsesiona recordar cosas inútiles y te apeteceria odiar. Caminas solo como un lobo, siempre alerta sin poder llorar, y el futuro es como un tren que nunca para en la estación donde tu estás. Tienes un tempano de hielo en el sitio del corazón..."

Brutal la letra de Guillermo Dávila en Cuando se acaba el amor. Y es que es así. Si bien en la entrada anterior escribí sobre la simpleza de los hombres respecto de sus necesidades básicas, hay un accidente en la vida que transtorna este equilibrio minimalista de la naturaleza masculina: cuando nos enamoramos.

¡Oh, dolor! Porque el amor es un sentimiento hermoso, mágico y sumamente trascendental. Cuando se está enamorado todo, absolutamente todo se ve de una manera distinta. Se idealiza y se está convencido de que el objeto de nuestro afecto es perfecto; que es la más bella, la más inteligente, la más graciosa, y que todo lo que hace es sencillamente sublime. Su risa es la más linda, su voz la más ensoñadora, y el sólo hecho de rozar su piel es la gloria. Y todo esto se acrecienta cuando esa persona nos corresponde, cuando tras muchas lunas de esfuerzo logramos atrapar su atención y la hicimos parte de nosotros.

Pero el amor, como cualquier sentimiento humano, suele ser variable. Por regla general, todos los sentimientos suelen perder intensidad con el paso dle tiempo (menos el amor filial, ese aumenta con los años). Cuando el amor se acaba más o menos simultáneamente en una pareja pues no hay ningún problema; cierto malestar sí, pues la fuerza de la costumbre hace extrañar ciertos momentos y ya está, se está listo dentro de poco tiempo para seguir buscando nuevas emociones. El problema está cuando a uno o la persona amada no le hace caso, o cuando la pareja lo deja sin que se le haya acabado el amor todavía.

Ahí sí que el dolor es, vamos, que creo que es preferible una patada en la entrepierna porque el dolor de ésta desaparece en poco tiempo, pero el otro puede ser incluso eterno.

Permalink :: 8 Comentarios :: Comentar | Referencias (0)

Mundo femenino

Por PaulBB - 20 de Junio, 2013, 14:26, Categoría: Opinión

Por mucho tiempo se ha creído que el mundo está dominado por los hombres; que somos los más importantes, los que decidimos el devenir de las cosas y que somos el motor de la sociedad humana. Nada más lejos de la realidad. Vivimos bajo la férula opresora de las mujeres. Todas las mujeres.

Y es muy simple, no somos capaces de dominar la Tierra porque somos presas de nuestros instintos primarios: los hombres somos seres que nos regimos por nuestras necesidades fundamentales, que son básicamente tres; la comida, la diversión y el sexo. Para alimentarnos nos bastamos solos, pues no exige mayor ciencia; de hecho, por algo los hombres somos los encargados de la cocina en casi el 95% de restaurantes del mundo. La diversión es otro campo cubierto; ya sea lectura, televisión, deportes o juegos de video, los hombres disfrutamos más de cualquier actividad lúdica en soledad o junto a demás hombres, por lo del instinto de competencia que llevamos en los genes. Pero para el sexo no hay alternativa; necesitamos a las mujeres.

Y tan es así, que hemos llegado al punto de tener que aguantarles y hacer la vista gorda de la enajenación mental -en mayor o menos medida- de la cual ellas son presas. Bueno, enajenación a la que solemos aludir con el "así son las mujeres". Y es el altísimo precio a pagar por esa carencia que no podemos satisfacer sin ellas; debemos soportar sus constantes cambios de humor, debemos saber lo que ellas quieren decir cuando dicen cosas totalmente distintas, debemos complacerles los caprichos, debemos darles la razón aún cuando no la tengan, debemos aceptar la culpa en cualquier discusión, debemos darles cosas a manos llenas, debemos dejar de ser quienes somos para que ellas nos conviertan en quienes ellas quieren que seamos... A tal punto es nuestra necesidad que tarde o temprano perdemos nuestra naturaleza. Y esto se ve: hombres que ya no salen con sus amigos, hombres que dejan su partido de fútbol semanal, hombres que cambian su forma de vestir, hombres que dejan de comer lo que comían y que salen con la mujer a todos lados. El pesado el yugo que nos impone la testosterona en ebullición.

Pero la naturaleza es sabia. Así como las hormonas nos exigen ser siervos de las mujeres, también nos acondicionó el cerebro para que aceptemos con gusto el servilismo: instinto protector, ser el macho que la hembra de la especie espera y que anhelamos ser.

Mientras menos evolucionados seamos, más esclavos seremos.

Créase o no, tengo pareja actualmente, y que seguro cuando lea esto me va a poner una cara de a metro y no me va a hablar dos semanas. Así es la vida de los librepensadores. Qué se puede hacer.

PD: Dejo fuera de esta lista de necesidades básicas a los hombres enamorados. El amor es más que comida, diversión y sexo. Benditos sean los que no se enamoran nunca xD

Permalink :: 8 Comentarios :: Comentar | Referencias (0)

France vs France

Por PaulBB - 8 de Junio, 2013, 2:16, Categoría: ¿Musi...qué?

El nuevo álbum de Jenifer ya está a la venta: "Ma déclaration" es un disco homenaje a ese tremendo símbolo de la historia musical francesa que es France Gall. Trece covers donde Jen reinterpreta los temas de France para que esta generación nada ye-ye beba un poco de aquellos tiempos.

Mi forma de analizar este disco ha sido simple: he escuchado las versiones de ambas cantantes, varias veces, para tratar de dar con quien mejor presenta estos temas. Es una oportunidad poco usual, pues no suelen producirse álbumes de covers dedicados a un solo cantante, por lo que podremos ver si Jenifer logra ganarle a la Gall en su propia cancha.

En sus marcas... listos... ¡ya! 

Évidemment. Jenifer 1 (versión) - France Galle 0 (versión)

La canción es básicamente la misma y no se ha alterado significativamente la melodía, por lo que la comparación es muy limpia. Jenifer gana aquí por una razón simple: canta mejor que France Gall. Jen puede tirar un poquito más hacia arriba en el registro y hacer que suene más bonito. Eso sí, la niza hace trampa al usar la doble voz en los coros.

Ella, elle l'a. Jenifer 1 (versión) - France Gall 1 (versión)

Aquí France Gall muestra cómo una canción amolda perfectamente a la voz de su intérprete. Una voz francamente normalita y juvenil, pero que es esa frescura y ese timbre tan peculiar son ideales para la canción. Jenifer le ha metido algunos efectos en la edición que francamente restan, al punto que casi ni parece ser ella quien canta. Al ser esta canción con pocos fuegos artificiales vocales, France Gall se mueve como pez en el agua.

Diego libre dans sa tête. Jenifer 2 (versión) - France Gall 1 (versión)

France Gall canta muy bien esta canción, que es melódicamente perfecta, sacando un terciopelo que francamente acaricia, al punto de que otra cantante tal vez no hubiera pudido igualarla. Jenifer puede e incluso la supera, gracias a ese fantástico instrumento que tiene. Todo juega a su favor, descubriendo notas en esa partitura que la Gall sin duda ha dejado de lado al no ser su fuerte el canto legato. Bella interpretación de Jen.

Résiste. Jenifer 2 (versión) - France Gall 2 (versión)

La limpieza con la que France Gall canta esta canción se impone a la mayor instrumentación de la versión de Jenifer. Un micrófono y una voz,  que es corta, ciertamente, pero lo suficiente como para hacer algo digno de escucharse. A mi me parece se la versión de Jen peca de rococó y se pasa un poco de vueltas, tanto vocal como musicalmente.

Besoin d'amour. Jenifer 2 (versión) - France Gall 3 (versión)

Jenifer canta como sabe, como hemos podido escuchar en sus temas quienes conocemos íntegra la carrera de esta mujer. Esa tendencia a jugar entre agudos y graves en una sola línea, que yo diría que son su sello y marca personal. Ella sabe que puede hacerlo, y lo hace. Pero es como Cristiano Ronaldo en su época en el Manchester: suele hacer una de más y pierde el balón. France Gall vuelve a armarse de sobriedad y encaja perfecto con la intención musical de Berger. Me parece increíble otorgar este punto a France Gall, pero usa su instrumento en la justa medida, sin malabares innecesarios, otorgando un resultado mucho mejor,

Si, maman, si. Jenifer 3 (versión) - France Gall 3 (versión)

Muy bonita canción, y donde Jenifer arrasa. No porque France Gall lo haga mal, que de hecho lo hace bien, con ese timbre infantil que va muy bien con la melodía. Pero lo que hace Jenifer es darle ese plus interpretativo que le hace falta, además de una voz con un peso superior, muchísimo más aplomada. France Gall tomó esta canción, la exprimió y obtuvo un vaso de zumo muy rico. Jenifer tomó esta canción, la exprimió y obtuvo una fuente para que beba el mundo.

Ça balance pas mal à Paris. Jenifer 4 (versión) - France Gall 3 (versión)

La mejor canción del disco, sin dudas. Vocalmente doy un empate entre France Gall y Jen, porque ambas lo hacen genial en su estilo: la potencia de Jenifer suena bien, lo mismo que la blancura de la Gall. Mas aquí se impone la modernidad, y aunque el rock de Berger suena bien, la música que se ha utilizado para modernizar el track ha quedado cojonuda, y resulta en una versión riquísima y muy actual.

Comment lui dire. Jenifer 5 (versión) - France Gall 4 (versión)

Primer empate del disco. Tanto Jenifer como France Gall siguen el mismo camino y prácticamente son indistinguibles. La partitura no dio pie para la imaginación y Jenifer no pudo utilizar arma alguna para desmarcarse de su rival. Bien las dos.

Ma déclaration. Jenifer 5 (versión) - France Gall 5 (versión)

Antes de oir la comparación estaba seguro de darle el punto a Jenifer. Tras la escucha le doy el punto a France Gall, por muy poquito, pero lo gana bien. Si bien Jen muestra más versatilidad a lo largo del disco, cosa que no hace la Gall, que lo canta todo igual, no logra cogerle la mano a este tipo de canciones que han sido concebidas para que le queden como guantes a doña Isabelle. Es casi de precisión quirúrgica el hecho de que una cantante como Bartoli no pueda apropiarse de temas que aparentan ser tan sencillos, y que de hecho lo son, pero son de la talla exclusiva de Gall, compuestos para su vocalidad. Yo flipo, en serio que flipo.

Poupée de cire poupée de son. Jenifer 5 (versión) - France Gall 6 (versión)

Adelanté opinión hace algunos días cuando dije que el atractivo principal de esta canción está en su instrumentación original, y que la versión de Jenifer era casi una diatriba al tema que sirvió de base. Bueno, me pasé un poco en lo que dije, lo acepto, pero sigo pensando lo mismo. La modernización le ha sentado fatal a este tema, y la de France Gall es muy superior, con todo y timbre púber incluído. No entiendo cómo pudieron hacer pasar este tema, por algo es de lo más representativo de doña France.

Laisse tomber les filles. Jenifer 6 (versión) - France Gall 6 (versión)

Aquí Jenifer logra dar un golpe de efecto y se apoya eficazmente tanto en su voz -más bonita- como en una severa bajada de revoluciones a la versión original para quitarle color sepia a la canción, resultando en un mucho más feliz producto. Claro, pues si Jen cantaba a la misma velocidad que Gall iba a perder con sumo estrépito, e inteligentemente se decidió a estirar más el tempo. Muy buena y oportuna decisión. Alucinante que haya empate a estas alturas...

Message personnel. Jenifer 7 (versión) - France Gall 6 (versión)

Una balada muy bonita y cadenciosa, que no es del tipo de temas que le permita lucirse mejor a Jen, pues ella es más de los adornos y las notas altas; y para rematar, canta poco. Mas hay un gran pero: lo poco que canta, lo hace con una dulzura tal que simplemente no hay competencia. Por su lado, France Gall luce una voz simple sin más, desaprovechando una canción bellísima, y que gracias a Jenifer, hoy se ha reivindicado.

Para mi ha sido una gran sorpresa el resultado final, pues a priori creo que cualquiera que oya música podría afirmar sin cortarse un pelo que Jenifer es infinitamente mejor cantante que France Gall. Sin embargo, pasa algo que le da muchísimo valor a esta victoria de la niza: las canciones de la Gall fueron hechas a medida; tanto a su color vocal como a su timbre. Tiene mucho mérito que Jenifer pueda imponerse en este terreno exclusivo de su rival en esta ocasión.

Sí, sí, que se hizo a manera de homenaje. Pero no cabe duda que la homenajeada está unos peldaños por debajo de quien homenajea. Ya lo es como cantante, y el tiempo la pondrá en su lugar también como figura, digo yo. Car Jen, Jen est la voix de France.

Permalink :: 2 Comentarios :: Comentar | Referencias (0)